¿Cómo preparar a mis hijos para las Vacaciones de Verano?

¡La emoción por las vacaciones ya está aquí! Estamos a muy pocas semanas de poder disfrutar en familia unos días de descanso y diversión. Uno de los destinos más comunes al salir de vacaciones en México son las playas – o lugares con albercas.

Es un excelente destino para que pequeños y grandes se diviertan sanamente y disfruten tiempo de calidad juntos. Pero la playa y todo lo que conlleva este viaje tiene varios peligros. La seguridad de nuestros nadadores es lo más importante para nosotros, por eso te preparamos estos 5 puntos que no puedes dejar pasar para que tus pequeños disfruten sus vacaciones y estén súper seguros. Si estamos todos preparados, podemos disminuir el riesgo de un accidente.

  1. Inscríbelos a clases de natación antes de salir de vacaciones.

    Además de darte tranquilidad como padre de familia, que tu pequeño aprenda a nadar le brinda herramientas necesarias para sobrevivir dentro y cerca del agua. Asegúrate que la escuela donde aprenda tenga un método efectivo, años de experiencia, profesores capacitados y enfoque en seguridad. Las habilidades indispensables de seguridad que tu hijo debe dominar son:

    • Saber salir a flote después de caer al agua.
    • Permanecer a flote en posición dorsal.
    • Desplazarse dentro del agua hacia la orilla.
    • Saber salir sin ayuda.
  2. Cuéntales sobre las medidas de seguridad del hotel.

    Háblales a tus hijos sobre las medidas de seguridad del hotel donde estén hospedados. Muéstrales dónde están los guardacostas, policías y enfermería. Recuérdales los números de emergencia, así como el protocolo a seguir si sucede algún accidente.

  3. Habla con tu pequeño sobre los riesgos del agua.

    Aunque tu pequeño ya sepa nadar o esté acostumbrado a las albercas, platícale la diferencia entre la alberca y el mar. Por ejemplo, en una alberca puede haber tuberías u hoyos, es importante que se mantenga alejado de estos. En el caso del mar, enséñale a entender y respetar los señalamientos que indican si la marea está alta o baja, cuéntale sobre los animales marinos, el desnivel que tiene el fondo del mar, etc.

  4. Pídele a tu pequeño que se mantenga cerca y a la vista.

    Puede ocurrir un accidente en el lugar más inesperado: en el fregadero, el inodoro, una fuente, una cubeta, una piscina inflable o cualquier pequeño recipiente. Ahora, en un lugar donde no hay una, sino varias albercas y el mar, estos accidentes aumentan en probabilidad. Es de suma importancia que los adultos observen y supervisen atentamente a los pequeños cuando están cerca y dentro del agua. Entre la multitud, es posible perderlos de vista, por esto es necesario que se encuentren cerca el uno del otro y que conozcamos perfectamente cómo vienen vestidos.

  5. Sigan las medidas de seguridad al andar en barco, lancha, o algún juego acuático.

    Es absolutamente necesario utilizar chaleco salvavidas y alentar a los pequeños a no sacar cabeza ni extremidades del vehículo. Siguiendo con atención las indicaciones de los guías, se pueden evitar importantes accidentes y disfrutar al máximo las bellas experiencias que las vacaciones puedan traernos.
    Otros tips importantes para tener unas vacaciones seguras y muy divertidas son:

    • Usar bloqueador todo el día y volver a aplicarlo cada que salimos del agua.
    • Mantenerse hidratado es la clave para evitar enfermedades. Asegúrate de que toda la familia tome abundante agua y suero para reponer los minerales perdidos por el calor y el sudor.

Te esperamos en Olimpus para que tus pequeños se vayan con herramientas necesarias para tener con seguridad unas vacaciones muy divertidas.

Suscríbete a nuestro NewsLetter